El pie de atleta en los niños

El pie de atleta en los niños 1

En lo que respecta a infecciones que los niños pueden padecer, seguramente sabes que existen muchas, como por ejemplo la conjuntivitis, y muchas de ellas te las hemos presentado en nuestro sitio. Sin embargo, hoy sólo queremos centrarnos en una infección muy común, que generalmente padecen los adultos, aunque un niño también puede sufrir de ella: el pie de atleta.

Seguramente escuchaste hablar en alguna ocasión del pie de atleta. Lo que seguramente te sorprendió es que no sólo se presenta en adultos, sino que también se puede presentar en un niño. El pie de atleta consiste en una infección causada por hongos; estos hongos toman su lugar en la planta del pie y en los espacios interdigitales. En cuanto al modo de contagio, es común contraerlo en lugares donde andan muchos niños o adultos, como ser clubes, piscinas, entre otros similares; si una persona con esta infección anduvo descalza en dichos sitios, y tu pequeño luego pasa por allí también descalzo, es muy común que contraiga esta infección; sin embargo, también tu pequeño puede contraer el pie de atleta si usa calzado cerrado, si su pie transpira mucho, entre otras causas posibles. En cuanto a los síntomas que manifiestan esta infección podemos mencionar algunos: grietas en los sectores infectados, enrojecimientos en la piel, picazón y dolor, y en algunas ocasiones mal olor.

Centrándonos en el tratamiento, lo más importante que tu pequeño debe hacer es higienizar correctamente sus pies, lavándolos con agua y jabón especial. Asimismo, es común que se le administren polvos o cremas especiales, que contienen clotrimazol, entre otros componentes, que ayudan a controlar y hacer desparecer la infección causada por los hongos. En tu propio hogar puedes probar aplicándole al pequeño aloe vera en la zona, lo que puede ayudar a reducir la infección.

Fuera del tratamiento, debes enseñarle a tu pequeño que la higiene es fundamental; siempre debe lavar correctamente sus pies y si está fuera de casa, por ejemplo en duchas de clubes o piletas, debe utilizar unas ojotas o sandalias que impidan que contraiga esta infección.

¿Sabías todo lo que te hemos dicho sobre esta infección muy común? No temas si tu pequeño la padece, ya que con el tiempo, y con un tratamiento completo, desaparece y no resulta peligrosa para el niño.

Compartir en Google Plus

Acerca de Gisella Zarza

Estudiante de Cs. de la Comunicación, adeudo tesis. Interesada en las redes sociales, el mundo de la moda y la música. Mejorar la sociedad con el poder de las redes sociales y ofrecer información exacta a cada persona.
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios